Una vez peladas, cortamos las berenjenas en daditos que dejamos en un escurridor espolvoreadas con sal. Engrasar un molde alargado, tipo plumcake con una pizca de aceite y espolvorear con pan rallado. Dejamos en el frigorĂ­fico...